Mucho más que lugares para escuchar música · ELPAÍS.com


Exterior e interior del Dansk Radio Byen, en Copenhague, ideado por Jean Nouvel.-
Exterior e interior del Dansk Radio Byen, en Copenhague, ideado por Jean Nouvel.-

REPORTAJE: Diseño

Los auditorios del siglo XXI reclaman a los arquitectos imaginación para hacerlos adaptables a múltiples usos

M. JOSÉ DÍAZ DE TUESTA – Madrid

Los auditorios ya no son -ni serán- lo que eran. Este siglo XXI premia la versatilidad. Y la tendencia es que este tipo de edificios dedicados a la celebración de actos están dejando de ser únicamente lugares cerrados para escuchar música. Ahora se trata de sacarles más partido y de acondicionarlos para otros usos, como bailes o comidas. «Ya nadie construye una ópera tipo París, eso se acabó, ahora todo el mundo busca la versatilidad», afirma Juli Capella (Barcelona, 1960), que ha publicado el libro Seating together Arquitectura de auditorios en el siglo XXI. La edición es de Figueras, una de las empresas de asientos punteras en el mundo. Sirvan dos ejemplos: en la Casa Blanca colocó los asientos de la sala de prensa y también los de la sala de la cúpula de Barceló en la ONU.

En Seating together, el arquitecto Capella realiza un breve repaso por la historia de los espacios celebrativos. Desde las pirámides hasta los teatros griegos, que introducen la gran novedad: las gradas ocupan la hondanada y el escenario la parte más baja, de forma que el espectador asiste sentado a la función. O cómo se sofistican en el siglo XVIII y la huella que dejará en estos templos del entretenimiento el art déco o la Bauhaus en el XX. De los 29 auditorios que repasa el libro, realizados durante los nueve años de este siglo,

desde Mucho más que lugares para escuchar música · ELPAÍS.com.

Viejo contenedor para nuevos usos: Edificio Cruz de Malta, Argentina


Interior, Edificio Cruz de Malta
Interior, Edificio Cruz de Malta

Arquitectura | Proyecto Nacional | Edificio Cruz de Malta

Berdichevsky – Cherny convirtió al viejo Edificio Cruz de Malta en una moderna sede corporativa. Detalles de una intervención que conservó estructura y fachada para promover un cambio radical en el interior.

La planta procesadora de yerba Cruz de Malta se reconvirtió en un moderno edificio de oficinas flexibles y adaptables a los cambios de usos. Cómo es la arquitectura interior para el HSBC.

Ariel Hendler.

ahendler@clarin.com

desde Viejo contenedor para nuevos usos.

Cruz de Malta Office Building / HSBC Fit Out – Buenos Aires, Argentina (documento en formato *.pdf)

Barracas renace con megaobras y dispara el valor del metro cuadrado

Viejas fábricas de mucho espacio se reciclaron como viviendas y oficinas. Hoy el metro cuadrado llega a los US$ 1.400, más del 20% de su valor histórico. Aún así, es más bajo que en otras zonas y atrae propuestas.

Barracas: Oficinas en la zona sur

Se amplía la propuesta comercial con la refacción de un edificio donde funcionó durante muchos años la sede de la empresa yerbatera Cruz de Malta.

“Barracas Dulce”: el boom inmobiliario se instala en el Sur

La reconversión de las ex fábricas Canale, Bagley y Cruz de Malta –de ahí “dulce”– en emprendimientos inmobiliarios cambiará la cara de un barrio que, según los desarrolladores, en cinco años será el nuevo Palermo Hollywood. La cercanía al centro, a Puerto Madero y San Telmo, y a los accesos a las autopistas, son elementos clave para inversores.

Por ROMINA RYAN

Estudio Berdichevsky – Cherny (Premios Konex)

EDITORIAL

Cómo salvar el futuro

Miguel Jurado. Editor de ARQ

mjurado@clarin.com

«… Cruz de Malta es un poco el símbolo de la encrucijada porteña actual, como salvar la memoria urbana y barrial sin congelar la vida urbana al convertir el paisaje ciudadano en un museo, una decoración sin mejor propósito que el de una escenografía. …»

A %d blogueros les gusta esto: