La arquitectura de la ciudad – 45 años del texto de Aldo Rossi


Fragmentos

Juan Ruesga Navarro

LA arquitectura de la ciudad es el título de uno de los libros más influyentes en la arquitectura a partir de los años setenta del pasado siglo, y catapultó a su autor, el arquitecto italiano Aldo Rossi, al centro del debate arquitectónico. El próximo mes de octubre el Instituto de Arquitectura de la Universidad de Venecia, celebra un Congreso dedicado a los 45 años de la publicación en Italia del libro y a estudiar su trascendencia y vigencia. 

Aldo Rossi, entonces un joven arquitecto milanés de 32 años, publica su libro en 1966 (la primera edición en español fue en 1971) y consigue llamar la atención por dos cuestiones importantes: una, considerar la ciudad como arquitectura, es decir como un proyecto unitario, enfrentándose a la idea dominante, que había separado el planeamiento de las ciudades, es decir el urbanismo, del proyecto arquitectónico. Y la segunda idea era considerar que los proyectos de un arquitecto son la expresión de su concepto teórico de la arquitectura y viceversa. Es decir, que los arquitectos debíamos expresar en nuestros proyectos, nuestro pensamiento arquitectónico. Parece fácil. 

A los pocos años de la publicación del libro, a partir de 1972, un grupo reducido, pero muy activo de arquitectos españoles, con fuerte representación sevillana, hicimos lo posible por incorporar sus teorías al nuevo urbanismo y a la nueva ciudad. Fue invitado a Sevilla y estuvo trabajando en un proyecto de remodelación del Corral del Conde. Algunos de nosotros tuvimos la suerte de tratarlo personalmente y comprobar su interés por todo y sus ganas de vivir. Hablé con él de teatro y de pintura, en largas veladas en casa de Fernando Villanueva. Del actor Ferrucio Soleri, creador del mágico Arlequino del Píccolo de Milano que sorprendió al mundo. De Mario Sironi y sus cuadros metafísicos de las periferias urbanas, retratadas por Pasolini. Recuerdo su mirada de admiración viendo bailar maravillosamente a una jovencísima Manuela Carrasco, “una sacerdotisa cretense ” exclamada. En aquellos años, dio una conferencia sobre su Arquitectura de la Ciudad en Santiago de Compostela, que inició: “Existe una ciudad que aparece y desaparece cada año, con calles y manzanas, parcelas y casas, y que se mantiene como un invariante arquitectónico, mis amigos sevillanos ya saben que estoy hablando de la Feria…“. 

vía La arquitectura de la ciudad.

Comprar Arquitectura de la Ciudad, la – por Rossi, Aldo en Amazon.es

Más sobre “La Arquitectura de la Ciudad” de Aldo Rossi en Editorial Gustavo Gili

Convegno Internazionale di Studi “l’architettura della città” – International Conference “The architecture of the city”

>> sito ufficiale del convegno >>

con il patrocinio della Fondazione Aldo Rossi

Descargar desde ScribdArquitectura en la ciudad, Aldo Rossi

Aldo Rossi, 1990 Laureate – The Pritzker Architecture Prize

* – * – * – * – *
La noticia de hoy en ArquitecturaS (vía Twitter@arquitectonico

https://twitter.com/#!/arquitectonico/status/115727284652093440


El teatro flotante regresa a Venecia · ELPAÍS.com


El arquitecto Aldo Rossi con un boceto de su obra, una estructura de metal, cubierta de madera. Foto: FUNDACIÓN LA BIENAL DE VENECIA
El arquitecto Aldo Rossi con un boceto de su obra, una estructura de metal, cubierta de madera. Foto: FUNDACIÓN LA BIENAL DE VENECIA

“La Bienal de Venecia dedica una muestra al teatro efímero del arquitecto Aldo Rossi, construido hace 30 años

MILENA FERNÁNDEZ – Venecia

En un día de niebla densa y escasa luz, apareció delante de la Punta de la Aduana, el Teatro del Mundo. Quienes lo vieron no podían creerlo: ¿Un teatro flotante?. De la noche a la mañana un pedazo de Venecia se había desprendido y se negaba a hundirse. En realidad se trataba de un nuevo espacio escenográfico, construido hace 30 años por el célebre arquitecto Aldo Rossi (Milán, 1931-1997), a quien la Bienal de Venecia dedica la exposición El Teatro del Mundo, edificio singular. Homenaje a Aldo Rossi, abierta al público hasta el 21 de julio en la sede de la institución cultural.

El Teatro del Mundo fue pensado para tener una vida corta y, sin embargo representa la permanencia de una arquitectura efímera. Rossi proyectó una torre de madera, sobre una estructura metálica, con capacidad para 200 personas. El gran arquitecto postmoderno y racionalista ideó una torre, coronada con una esfera metálica, que dialogaba con la gran esfera de oro del Seicento de la Punta de la Aduana. “He pensado en inserir un teatro en una ciudad vieja, en Venecia, la capital del agua, donde el paisaje no sólo lo forman el cielo y el agua. También el puente de Rialto es parte del paisaje, un mercado, un teatro”, escribió Rossi en uno de los apuntes que ha reunido la muestra. Además de un modelo del Teatro de Rossi, se exponen fotografías, dibujos, documentales de la televisión italiana y reproducciones provenientes del Maxxi-museo nacional de las artes del siglo XXI, el Museo Correr y los archivos de la Rai.

vía El teatro flotante regresa a Venecia · ELPAÍS.com